Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado

Marte

Marte. Así se titula la última película del aclamado director de Gladiator y Alien: Ridley Scott.
La sinopsis nos deja bien clara lo que nos vamos a encontrar en las salas: un protagonista abandonado en el planeta Marte, mientras la NASA intenta por todos los medios ir a rescatarlo. La verdad es que la temática no dista mucho de la de las películas domingueras nacionales.
Aún así, después de los fracasos de los últimos años, parece que Ridley Scott vuelve a arrancar de nuevo. Con Marte realiza un blockbuster sobre el espacio para el entretenimiento de cualquier público. Los efectos especiales y la tensión por la supervivencia estarán aseguradas de la mano de un, más que notorio, Matt Damon.
Marte es un escenario preparado para el lucimiento del protagonista. Un náufrago en el planeta rojo que nos va a representar las hazañas de supervivencia más surrealistas. Para mi gusto, en ocasiones, demasiado surrealistas y al más puro estilo Syfy. Incluso hubo gente en la sala a la que se le escapó alguna carcajada.
Es curioso que, los creadores de Marte han intentado realizar un guión cómico, alrededor de la tragedia que envuelve la película, como una forma de dinamizarla y de darle un punto de originalidad.  Pero no he podido evitar que me recordaran a las conversaciones de la obra de Marvel: Guardianes de la Galaxia. Son bastante destacables,  las canciones setenteras con las que a veces nos sorprende Marte, aunque también es una de las características de la película de Marvel. Sin duda alguna, una de las mejores escenas de la película se produce cuando suena Starman de David Bowie.
Definitivamente, si esta semana decidís acercaros a las salas y lo que queréis es una película con efectos especiales sobre astronautas y visitas a otros planetas con la que entreteneros sin pensar demasiado: esta es vuestra película. Marte es un buen trabajo.
Pero, sin embargo, si lo que preferís es tensión, intriga y sorpresa, eso no lo vais a encontrar en Marte. Para todos estos,  sería bueno que esperaseis y eligierais otro género. Por ejemplo: aprovechar los últimos días de la comedia Mi gran noche del director Álex de la Iglesia.

Firmado: Ana Lage, graduada en Publicidad y Relaciones Públicas y especializada en Cine

  • Escrito por Andrea Barbosa

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado

La importancia de una buena alimentación

Mi nombre es Fátima, soy especialista en Nutrición y Dietética y me gustaría compartir con vosotros algunos conocimientos básicos respecto a esta materia a lo largo de varios artículos que espero sean de vuestro interés

  • Escrito por

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado

El blanco televisivo

Era un día como otro cualquiera. Quizás no, era lunes... El día menos deseado de la semana para muchos. Éste no era menos. Con el objetivo de liberar a la mente de todo tipo de cargas, me zambullí en un profundo zapping televisivo en horario prime time. No tardé demasiado en topar aquello. Los más pequeños en la pantalla. Sí, lo sé, no es algo novedoso. De hecho, el medio televisivo y, en especial, las cadenas que emiten programas de talentos han apostado reiteradas veces por el sector infantil. Sin embargo, no deja de sorprenderme.
En los últimos años, la parrilla televisiva ha sido testigo de diversos formatos protagonizados por niños. Los ejemplos más recientes son MasterChef Junior, La Voz kids, Tu cara me suena mini,  Pequeños Gigantes... Los niños acuden a este tipo de programas a demostrar su talento, ya sea bailando, cantando, cocinando o imitando a artistas del panorama nacional e internacional. Dada la magnífica acogida por la audiencia, cada vez son más las cadenas que dedican un espacio a este tipo de programas (TVE, Antena 3, Telecinco,...).
Los grupos de comunicación televisivos se benefician del comercio infantil a través de estos formatos. No es difícil enternecerse con la inocencia y la dulzura de los niños que participan en ellos. Estoy segura de que millones de personas perciben con emoción y ternura este tipo de espectáculos. Y no es para menos. Algunos ya son capaces de poner los pelos de punta del espectador. Algunos ya son artistas. El tirón infantil se traduce en un auge de la audiencia en prime time, algo de lo que las cadenas se aprovechan consecutivamente.
¿Qué es de los niños? ¿Están preparados para el medio televisivo? ¿Les conviene vivir emociones tan fuertes? No considero que se trate de algo positivo. De ningún modo. Es cierto que tienen el consentimiento y el apoyo de sus progenitores. No obstante, la infancia es una etapa de formación,  en la que se empieza a forjar la personalidad de los más pequeños. La televisión es un medio complejo en el que los niños están expuestos a estímulos y emociones demasiado fuertes, sin olvidar que deben aceptar las críticas del jurado y procurar encajarlas de la mejor manera posible. Esto no es todo. En algunos casos, los miembros del jurado califican las actuaciones con valores numéricos dejando un espacio a la comparación entre resultados. Es indignante. Los niños todavía no están preparados para gestionar sus emociones. Su lugar no está en un plató de televisión sino en el parque, en el colegio, en el deporte o en casa. Tienen toda la vida por delante para formarse y desarrollar su talento. No es necesario que se expongan en televisión sin tan siquiera saber quiénes son y para qué están allí.
Aunque no lo parezca, el problema no reside en los medios. Son los progenitores los encargados de velar por la seguridad y por la protección de sus hijos. Ellos deciden, quieren y/o desean que se exhiban en televisión ya sea por demostrar y desarrollar su talento o por darse a conocer en un espacio tan potente como es la televisión. No creo que los padres sean conscientes de todo lo que supone para su hijo enfrentarse a un medio tan atractivo y tan polémico a una edad tan temprana. Los progenitores consienten y los medios aprovechan. Sin duda alguna, se trata de uno de los blancos televisivos actuales. Ojalá no siga así.

  • Escrito por Andrea Barbosa

Subcategorías

  • Colaboradores

    Nuevos talentos de los medios de comunicación, comparten sus inquietudes sociales a través de sus artículos.

    Si quieres ver tu artículo, publicado y firmado, envíanoslo a Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

PorriñoDigital.es nace como un proyecto de jóvenes emprendedores porriñeses con ganas de dotar a nuestra villa de un espacio de comunicación local.
Tú eres parte de nuestro proyecto, trabajamos para tí.

Secciones

Redes Sociales

Suscríbete